viernes, 5 de septiembre de 2014

Astrología y salud.









ASTROLOGÍA Y SALUD.


LA ANATOMÍA Y EL ZODÍACO.


Desde hace mucho tiempo cada signo del zodíaco ha sido relacionado
con una parte del cuerpo humano, empezando por Aries (la cabeza) y
acabando por Piscis (los pies). Recientemente la medicina de tendencia
astrológica subraya las relaciones entre los signos y los sistemas
glandular y nervioso, basada a menudo en la polaridad: es decir, al ariano
le influyen las enfermedades que tienden a afectar a las partes del cuerpo
regidas por el signo opuesto, Libra; así las jaquecas pueden relacionarse
directamente con las funciones renales, que caen bajo la influencia de
Libra.

LA ANATOMÍA Y LOS PLANETAS.

En el medievo se admitía que cada planeta se hallaba en relación con
una parte del cuerpo humano. Los avances de la medicina han
descubierto una serie de pequeñas y extremadamente importantes
glándulas endocrinas que suministran hormonas a la sangre. Estas
controlan funciones tan diferentes como la respiración y la erección. Los
astrólogos han establecido relaciones entre esas glándulas y los
planetas. Los tres planetas exteriores eran desconocidos en otros
tiempos. Generalmente asociados a las influencias de "generación", han
sido ligados, también, con áreas específicas del cuerpo.

Aries-Libra

Aries rige la cabeza y los arianos suelen sufrir de
jaquecas. Las glándulas de Aries son las
suprarrenales, que bombean adrenalina en el torrente
sanguíneo en caso de emergencia, dando a estos
nativos su reputación de impetuosos.

Tauro-Escorpio

Tauro rige la garganta y el cuello. Esto les hace
especialmente vulnerables a catarros y anginas.
Problemas de afonías y de los dientes. Su glándula es
la tiroides y cualquier disfunción de ésta les causará
serios problemas de peso.

Géminis-Sagitario

Géminis rige los nervios, brazos y hombros. Los
nativos de Géminis son, por lo tanto, propensos a
romperse la clavícula y brazos. También rige los
pulmones; los resfriados pueden degenerar en
bronquitis.

Cáncer-Capricornio

Cáncer rige el estómago y el tubo digestivo. Los
nacidos en este signo, dada la tendencia a
preocuparse, suelen parecer indigestiones y úlceras,
que les dan fama de poseer una salud delicada.

Leo-Acuario

Leo rige el corazón, la columna vertebral y la espalda.
Dada la tendencia de Leo a vivir plenamente, deben
de tener cuidado al llegar a la madurez, ante el riesgo
de un ataque al corazón.

Virgo-Piscis

Virgo rige el sistema nervioso y los intestinos. Los
Virgo sufren los mismos trastornos de estómago e
intestinos que los Cáncer. Se preocupan demasiado,
pero esta tendencia va ligada a la tensión nerviosa.
Necesitan dietas equilibradas. Muchos son
vegetarianos.

Libra-Aries

Libra rige los riñones. Cualquier perturbación en la
vida de los sensibles y bien equilibrados Libra, como
accidente o disgustos, se reflejan en serios trastornos
renales.

Escorpio-Tauro

Escorpio rige los órganos sexuales. Debido a la
tendencia de los nacidos bajo este signo a no hacer
nada a medias, cualquier frustración o represión de su
gran energía sexual puede motivar una conducta
desagradable. En casos extremos son crueles y
violentos.

Sagitario-Géminis

Sagitario rige el hígado, caderas, y muslos. Activos
por naturaleza, los Sagitario se embotan cuando no
pueden desarrollar una considerable cantidad de
ejercicio físico y mental, y aumentan de peso, que se
localiza, sobre todo en las mujeres, en caderas y
muslos.

Capricornio-Cáncer

Capricornio rige las rodillas, huesos y dientes. Los
trastornos ortopédicos y odontológicos son comunes,
como todo lo que limita el movimiento, el reumatismo,
por ejemplo.

Acuario-Leo

Acuario rige la circulación. Las personas con un
Acuario mal aspectado en su carta natal, sufren de
venas varicosas y del endurecimiento de las arterias,
y el frío les resulta especialmente molesto. El signo
rige también las espinillas y los tobillos, y las fracturas
son corrientes.

Piscis-Virgo

Piscis rige los pies. A los Piscis les afecta cualquier
molestia, aunque sea mínima, en sus pies. No suelen
responder bien a los fármacos, que deberán tomar
con cuidado, ya que la medicina más simple puede
producirles un efecto nocivo.

Sol

El Sol rige tradicionalmente el corazón, la espalda y la
columna vertebral. Ahora se asocia también al timo, la
glándula endocrina, detrás del extremo superior del
esternón, importante durante los primeros años de la
infancia y de la pubertad. Parece estar relacionada con la
inmunización del cuerpo contra las bacterias.

Luna

La Luna está ligada a los senos y al aparato digestivo:
estómago, esófago, hígado, vesícula biliar, conductos
biliares, páncreas e intestinos.

Mercurio

Está asociado a la respiración, el cerebro y el sistema
nervioso en conjunto. Ejerce una fuerte influencia sobre los
complejos y delicados enlaces entre las diferentes partes del
cuerpo.

Venus

La relación tradicional de Venus es con la garganta, los
riñones y la región lumbar. Actualmente se ha establecido
que tiene efectos sobre las glándulas paratiroides, que
juegan un papel importante en la regulación del nivel de
calcio en los fluidos corporales.

Marte

Actúa sobre los sistemas muscular y urogenital, y sobre las
gónadas o glándulas sexuales: ovario o testículos. Es un
refortalecimiento de la asociación tradicional del planeta con
la actividad sexual física.

Júpiter

Siempre se ha ligado a Júpiter con el hígado y con su
función purificadora. Hoy se reconoce su fuerte influencia
sobre la glándula pituitaria, llamada "glándula maestra", que
regula la producción hormonal y gobierna el crecimiento
físico.

Saturno

Se relaciona con la vesícula biliar, bazo, piel, dientes y
huesos. Influye sobre el lóbulo anterior a la pituitaria, que
regula las glándulas sexuales y las estructuras ósea y
muscular.

Urano

Se relaciona con el sistema circulatorio, gónadas y la
glándula pineal, un área del cerebro cuyo significado en el
hombre es discutido. Se ha dicho a veces que es un resto
del "tercer ojo".

Neptuno

Actúa sobre el sistema nervioso en general, y en particular
sobre el tálamo, una estructura del cerebro que juega un
papel primordial en la transmisión de los estímulos hacia y
desde los órganos sensoriales.

Plutón

Está ligado a Marte en la influencia sobre las gónadas.
Tiene una conexión especial con la formación de células y la
propia función reproductora.

LAS CASAS DE LA SALUD.


Son tres las casas de la carta natal que nos proporcionan las directrices
más claras de la salud del sujeto. La sexta, la primera y la duodécima. La
sexta indica la debilidad potencial y la vulnerabilidad a las enfermedades,
dependiendo del signo que se halle en la cúspide de la casa y los
planetas que la habiten. La casa primera nos proporciona muchos datos
sobre la personalidad del individuo aplicables a la salud, sobre todo en
cuanto a la existencia de stress. La casa duodécima se ha relacionada
normalmente con el sufrimiento y la posibilidad de estar confinado, bien
en casa o en un hospital, por razones de salud física o mental.
Igualmente es importante considerar las características del signo Solar, al
analizar el signo solar es imprescindible tomar el signo opuesto o polar, y
la capacidad de respuesta y de reacción ante las diversas situaciones,
dada por el signo lunar.
Los Quincuncios provocan alteraciones y desajustes.

LOS PLANETAS Y LA SALUD II.

Saturno y Marte son planetas que producen alteraciones. Júpiter y Venus
preservan la armonía, o tienden a la recuperación, si son fuertes.
Siempre se tiene una enfermedad del signo solar, independientemente de
que se tenga el Sol bien o mal aspectado. También se tienen
enfermedades del signo ascendente, ya que representa el propio físico
de la persona, e indica como irá nuestra apariencia, la resistencia hacia
los problemas de salud.
La salud del Sol tiende a ser crónica, congénita o heredada y la del ASC.
dada al uso del individuo de su físico o de su potencial.

Los Planetas generacionales hacen que ciertas generaciones vivan unas
propensiones:

La generación de Urano en:
Aries: Suelen ser calvos.

Tauro: Operaciones de amígdalas, de garganta. Problemas de afonía,
voz, dientes.

Géminis: Puso de moda las enfermedades psicosomáticas. Es estado de
la mente alterando el estado de la salud. Preocupación por los bronquios.

Cáncer: Poco crecimiento de los pechos en las mujeres. Propensos a
úlceras, calambres estomacales, cortes digestivos.

Leo: parálisis infantil, alteraciones del corazón, pálpitos, taquicardia y la
gama de enfermedades coronarias. Problemas de columna y cerebro.
Virgo: se da un poco de todo, con Plutón enfermedades raras, nuevas,
de difícil diagnóstico. Propensos a las dietas. Traen la salud preventiva.
Problemas de intestinos y cuestiones funcionales.

Libra: males dulces que no dejan de ser una amenaza como la diabetes.
La astemia, la desgana, el poco tono vital y una amplia gama de
dolencias renales y suprarrenales.
A veces las enfermedades dadas por los planetas no las vivimos
directamente sino a través de otras personas que son cercanas a
nosotros y las padecen.

Las generaciones de Urano duran 7 años, y cada generación es
propensa a tener ciertas enfermedades.
Plutón de 1887 a 1910 en Géminis, esta generación se moría de
tuberculosis, de enfermedades en los pulmones. En Cáncer han crecido
con la amenaza del cáncer o a sufrir indirectamente a causa del cáncer.
En Leo trajo problemas de coronarias y problemas con la sangre,
colesterol, etc. En Virgo es una generación aún joven pero han aprendido
rápido. El estado de salud puede ser obsesivo o dramático, suelen tener
tendencia al hipocondríaco. A veces se refleja al exterior, la polución, los
males del mundo, que son la causa de todas las campañas de
prevención de la época de 1990. Son personas que redescubren las
terapias alternativas o complementarias. Pueden tener males diversos y
de diferente calibre. En Libra posibilidad de diabetes. Es la generación
que hace que se utilice menos azúcar, y que se utilicen otros
endulzorantes. Pueden traer sustos colectivos pero que se pueden
mantener si son bien canalizados. En Escorpio pueden volver
enfermedades que ya se creían desaparecidas como la lepra, la malaria
o enfermedades de tipo sexual SIDA, próstata, problemas de nariz.
Plutón si está mal aspectado con el Sol o la Luna puede dar este tipo de
predisposiciones en algún momento de la vida.

La función de Saturno es represora, constrictora, opera sobre el
signo representante del órgano. Puede indicar mal desarrollo o desgaste
prematuro del órgano en donde está ubicado. En Acuario puede dar
varices, piernas torcidas, delgadas en relación con el resto del cuerpo,
problemas de tobillos, esguinces. Cada 7 años puede producir un
deterioro y hacia los 28 años hay un toque de atención en el sujeto y casa
donde está. Hay que cuidarse de golpes y fríos. En Tauro con la
garganta. En Géminis y Sagitario con cuestiones de las extremidades, en
Sagitario con las piernas y caderas. En Leo bloqueos en la espalda,
vértebras, en la columna. En Cáncer puede dar úlceras. Si Saturno
golpea mucho puede pasar a ser una enfermedad crónica, por abuso,
mal uso o disfunción. Si está bien aspectado indica resistencia, se puede
formar como una dureza hacia esa enfermedad, y de la dureza se
produce el desgaste.
Marte agresiones externas, accidentes, golpes. El signo en que
está es susceptible a tener inflamaciones, abscesos, enfermedades de
tipo calorífico o febril. En Piscis sudor en los pies. En Géminis y Sagitario
hay que tener cuidado con los objetos punzantes y que cortan. En Libra
problemas de riñones, que trabajan muy rápido. Si está en fijo tiende a lo
virósico, sobre todo en Tauro, Escorpio y Leo, problemas de quemaduras
y de taquicardias si está en Leo. Marte en Virgo puede dar problemas de
estómago, intestinales, y encontramos con mucha gente estreñida. Suele
dar apendicitis. Retenciones intestinales puede dar Saturno en Virgo.
La Luna indica historias funcionales, tiene que ver con el aparato
digestivo, los senos, el peso, los tejidos. La Luna es el reflejo total del
comportamiento corporal. Con sus fases indica las cuatro fases del
crecimiento y los problemas que ello comporta. Mal con Saturno indica
generalmente que se tiene mala salud, mala digestión o se está mal
nutrido.

LOS ELEMENTOS:
CARDINALES: enfermedades rápidas y dolorosas. Ataques a la cabeza,
de riñón. Muchos planetas maléficos en estos signos suelen traer
problemas de salud heredados, sobre todo si coinciden con las casas
cardinales, y tocan a Cáncer y Capricornio y la casa IV y X. Los planetas
en casa IV, son problemas de salud heredados. En I y VII, Aries y Libra
desgaste del individuo, hacia sus descendientes. Tendencia a transmitir
una mala salud.

FIJOS: enfermedades desgastantes y crónicas. Indican un deterioro
paulatino. Puede dar falta de vigor si el individuo no altera sus
costumbres.

MUTABLES: de tendencia psicosomática y de factores variados, desde
personales a ambientales. Están sujetos a los contagios, infecciones y la
sintomatología es intermitente, según la estación. Dados a alergias sobre
www.astrologiabcn.com 9
todo Virgo y Piscis, y males temporales, indefinidos, en las fronteras entre
crónicas y pasajeras. Sagitario y Géminis están dados a los factores
mentales.
La cúspide de la casa VI es la puerta hacia las cuestiones de salud y
tratamiento. El signo de la casa VI, el órgano involucrado indica el lugar a
tener problemas de salud. Los signos de agua tienden a las infecciones.


De la red.....