lunes, 4 de mayo de 2015

Astrología práctica. Por Pere Grifoll.












 Astrología práctica

 



thorchar




En mi aprendizaje de la noble ciencia astrológica he empezado por lo más básico: La Astrología Horaria. Esta aplicación hoy olvidada del Arte es la más sencilla y la que tradicionalmente se aprendía primero, antes de saltar a usos más complejos de éste. 
Efectivamente todo eso de la astrología natal, tan de moda hoy, era antiguamente un tema complejo reservado a los duchos en la materia, y no algo con lo que conveniera jugar o que fuera recomendable para iniciar el aprendizaje. Es mucho más sencillo juzgar una situación concreta que la vida y el alma de una persona.

“¡Asurnasirpal! ¡Como me llegue otra tablilla de tu padre diciéndome que le has dicho que no puede reinar porque tiene el Sol en la Casa XII…!”
La Horaria consiste en hacer una pregunta concreta y levantar una carta astral concreta para esa pregunta, en el momento y el lugar presentes. La posición de los Astros en los Signos y las Casas, así como sus aspectos, nos indicarán -si conocemos el Arte- la respuesta.
Un buen día, disponiéndonos a ver Thor 2, se me ocurrió levantar una carta horaria antes de bajar al salón para ver el resultado. Obviamente no necesitamos de ninguna mancia para atestiguar que es una película bastante mala, pero esto cumplía dos funciones:
1) Conviene a la práctica necesaria para el aprendizaje.
2) Saber si habría alguien más viendo la tele, si el archivo estaría descargado, etc (así de precisa puede llegar a ser esta técnica).

En esto pensaba todo hijo de vecino cuando salió la peli y la gente te decía “Me voy a ver Thor 2″

La carta no pudo ser más precisa, y esa es la gracia de la Horaria: En ese momento y lugar, las cosas están ocurriendo de forma acorde al Cosmos, sobre todo para un observador que tenga una actitud tradicional. El Tiempo está cualificado, no es un mero pasar indefinido de segundos, minutos y horas. Por supuesto están ocurriendo más cosas en ese momento y lugar aproximados, pero se está haciendo una única pregunta a las estrellas y posiblemente podrían preguntarse otras cosas que darían respuestas adecuadas gracias la organización de las Casas.
Igual que los Signos son “casas” celestes, que cualifican a los Planetas que en ellos se encuentran, las Casas son las “casas” terrestres, que nos indican la posición de Signos y Planetas respecto a nosotros en ese momento. El Sol está en Aries, sí… Pero, ¿Saliendo por el Este? ¿Poniéndose en el Oeste? ¿Está justo encima de nuestras cabezas? Esto da una información importantísima que explicaremos con un ejemplo:

Pedimos encarecidamente al lector que ignore a Urano, Neptuno y Plutón. También pedimos al que no entienda la carta que la obvie por completo y se crea automáticamente lo que escribimos a continuación.
-La casa I es la que representa al consultante. Está en Virgo, un signo mutable, lo cual suele ser indicador de que somos varias personas. Así era. El regente de Virgo es Mercurio, que está en la casa 6 (dificultad para actuar) y en combustión, que es en conjunción con el Sol (más dificultad para actuar).
-La casa 5 representa la diversión del consultante: Está en capricornio, signo cardinal de tierra, cualidades que se ajustan bien a una diversión de dos horas en una casa. El regente de capricornio es Saturno, que está en la casa III (hay que hacer un viaje corto para llegar hasta él) y peregrino en escorpio (no tiene demasiado interés en dejarse atrapar ni en hacer nada significativo).
-¿Hay algún aspecto entre nosotros y nuestra diversión? Sí, una cuadratura. Acabaremos bajando al salón a ver la dichosa película, aunque una cuadratura implica algún tipo de problemática.
-¿Hay planetas relevantes haciendo cosas relevantes? Veamos:

  • El regente de la casa VII (La otra persona) es Júpiter (Dios del trueno) y está exaltado en Cáncer (La lluvia), en la casa X (Éxito, cosas evidentes, visibles, que actúan en la vida pública). Esto sólo puede convenir a Thor, el protagonista.
  • La Luna, que siempre hay que mirar en las cartas horarias, es el segundo significante del consultante… A no ser que haya algún testimonio fuerte que le quite ese puesto. En esta carta lo encontramos. La Luna es el significante natural de las fotografías y películas (Esto tiene que ver con aquello de que refleja la luz). Vaya. La luna en Leo, además de estar peregrina, no suele ser un buen testimonio -William Lilly nos dice que mejor no estrenar un traje en tal situación, pues se nos podría romper-. Además está en la casa XII, la casa que más impide actuar a un paneta de todas. Aun tomándola como significante nuestro, esto no la convertiría precisamente en una portadora de esperanza.
  • El regente de la casa II (Nuestras posesiones móviles) es Venus, y está justo presionando la cúspide de la casa 5 (Nuestra diversión). Parece que quiere hacerle algo… Venus en Capricornio tiene buenas intenciones, quiere divertirnos, y además es el planeta simbólicamente indicado para ello. En Capricornio le gusta Saturno (Que además es el regente natural de las cajas negras que atrapan imágenes), pero no le gusta nada la Luna (La película).
Vaya, parece que a nuestro reproductor no le gusta nada le película, que está además en muy mala situación.
Bien, ese fue exactamente el resultado. No conseguí ver la película gracias a nuestro amigo Ptolomeo, pero sí pude entender mejor la relación que tiene el Cielo con la Tierra y la naturaleza de los símbolos que componen el Cosmos. Ese es el verdadero objetivo de la Astrología, comprender el Cosmos para tratar de comprender a su Creador.
Hay que decir que Marte, regente de la casa III (Mensajeros, comunicación), aspectó favorablemente a la Luna (La película) y a Mercurio (Nosotros) desde la casa II (Posesiones móviles). Esto hizo que un ordenador portátil que teníamos a mano pudiera ser conectado a la televisión para permitirnos ver la película. Parece que el hecho de estar en Libra hacía que le entusiasmara mucho la Luna y quisiera ayudarla; no tanto a nosotros, que en Acuario carecíamos de todo interés en ella. Estábamos más interesados en Saturno, regente de nuestra diversión. Saturno no suele ser el alma de las fiestas, y todo esto no contradice en absoluto que no nos gustara demasiado esta segunda entrega (Tampoco la primera, pero bueno)..


  http://www.papusolivets.com/thordos-astrologia-practica/