sábado, 2 de mayo de 2015

La Luna. Por Sílvia M. Osorio.









La Luna
 
Desde la antigüedad el hombre le ha dado importancia a las diferentes fases lunares. Por ejemplo la Luna Nueva anuncia inundaciones y sequías. Esto es la relación entre lo que esta arriba y lo que esta abajo, la luna y la tierra.

En astrología la luna esta relacionada con el cuerpo y es el símbolo de los mecanismos de reflejo de conservación y subsistencia. Desde la gestación, el amamantar, el parto, los instintos, la intuición, la memoria, las emociones, todo esta bajo la influencia lunar.

Las fases de la luna son cuatro: Nueva, Creciente, Llena y Menguante y el signo que atraviesa da la pauta o tendencia para iniciar una actividad o comenzar una dieta, o tratamiento. Este transito tarda dos días y medio en cambiar de signo.

Según el signo que atraviese los efectos pueden recaer en la salud o el ánimo y la conducta tanto individual como grupal. También los fenómenos terrestres como erupciones, temblores, accidentes o bien situaciones placenteras.

Luna Nueva: desde la astronomía es cuando se interpone entre el sol y la tierra. En los almanaques se dibuja de negro, sirve para ocuparse de asuntos internos, privados, cualquier investigación que se inicie en esta fase trae éxito. No debe en este periodo dar a conocer o publicitar algo.

Luna Creciente: es cuando se aleja del sol y se lo representa como una medialuna con el arco interno hacia la izquierda. Es bueno para tomar decisiones, comprar, cortarse el cabello y las uñas, sembrar, mudarse, estrenar.

Luna Llena: se coloca detrás de la tierra en oposición al sol. Se representa redonda y blanca. Sirve para cualquier actividad que se quiera difundir, trascender, promocionar. No es bueno para concurrir a eventos masivos o públicos, hay tendencia de violencia. Se duplican los partos. No viajar.

Luna Menguante: conjunción con el sol, se representa en los almanaques como una medialuna con la cara interna hacia la derecha. Es muy bueno para las operaciones quirúrgicas, para trasplantar, cosechar, hacer curas de sueño, retiros espirituales, sacarse una muela. No es bueno para comenzar sino para dar por terminado aquello que molesta. 


Según el signo: 

Cuando la Luna esta en Aries: por lo general el sentimiento de inseguridad esta disfrazado de agresividad, mal humor, desafió ante los demás. Hay impaciencia e impulso con lo cual puede haber roces con las personas sobre todo la pareja y la familia. Debe haber cuidado con las discusiones, los cortes y no es bueno para las operaciones quirúrgicas en nariz, ojos ni oídos.

Cuando la Luna esta en Tauro: actitud realista, paciente y bastante obcecada, son días en donde no se acepta ninguna sugerencia ajena. Es muy bueno para el confort, los momentos placenteros, los viajes de placer. Los cambios y las mudanzas o tomar decisiones apresuradas no es conveniente. No es aconsejable operarse de garganta, ni sacar muelas.

Cuando la Luna esta en Géminis: en estos días hay interés por conocer todo pero superficialmente pero no en profundidad. La consigna es comunicarse, concurrir a reuniones, conferencias, comprar libros o revistas. Para realizar viajes cortos, pero no son convenientes los viajes largos, ni tomar decisiones importantes en el orden afectivo. No es bueno para invertir en bienes inmuebles. No operarse de ojos, ni oídos, brazos ni piernas, tampoco de pulmones ni riñones.

Cuando la Luna esta en Cáncer: para los vínculos entre padres e hijos afianzando la relación, la familia. Los sentimientos afloran, el afecto, estimula la imaginación, hay que tener cuidado con la melancolía y los malos humores. Es bueno viajar por agua, no a las intervenciones quirúrgicas en el aparato digestivo, ni mudanzas.

Cuando la Luna esta en Leo: representa el poder, promueve buenas relaciones, ya sea en el trabajo o en el gobierno. Promociones personales, ascensos, para expandirse. Bueno para conversar con los jefes o superiores, para persuadir, subir de posición social. No es bueno para la disciplina ni el orden, las operaciones cardiacas o de vértebras.

Cuando la Luna esta en Virgo: es bueno las relaciones entre jefes y empleados, para que prosperen. Para atender tramites de detalles pero no para casarse, viajar por agua, iniciar proyectos muy abarcativos, comprar casas, no realizar criticas, las operaciones de hígado ni intestino.

Cuando la Luna esta en Libra: días ideales para reconciliarse, mediar, terminar juicios o pleitos. Bueno para el arte o la cultura en general. Para iniciar cualquier tratamiento de belleza. No es adecuado para operarse de los riñones ni vejiga.

Cuando la Luna esta en Escorpio: no es conveniente viajar, ni mudarse, evitar los conflictos vinculares. No operarse de ovarios, ni útero, ni senos, próstata. Si es excelente para la investigación, estudios científicos, aumentar la confianza personal, iniciar tratamientos psicológicos.

Cuando la Luna esta en Sagitario: momento ideal para trabajar o buscar trabajo en el exterior. Para las aventuras amorosas, las excursiones, practicar deportes, pasear al aire libre. Favorece todo lo que tiene que ver la religión y la ley. No es conveniente para operarse quirúrgicamente de caderas ni muslos, no comer en exceso ni tomar.

Cuando la luna esta en Capricornio: es bueno para hacer viajes por las sierras, se puede sentir un poco inseguro, o con duda. No es bueno para las operaciones quirúrgicas en huesos, iniciar una relación amorosa o casarse.

Cuando la luna esta en Acuario: hay tendencia a estudios científicos, tecnológicos, facilita la imaginación, las conductas rebeldes, las ideas originales. Es bueno para mudarse, hacer cambios, nuevas amistades o ingresar a grupos. No es aconsejable para tratarse de varices o piernas.

Cuando la luna esta en Piscis: es bueno para escuchar confidencias, ayudar a otros, cuidar a enfermos, la intuición y las emociones están más agudizada. No es bueno para las operaciones de pies, tampoco para comprar y vender, ni realizar ningún negocio.


http://www.bioarmonia.com.ar/Astrologia/La_luna.htm