martes, 16 de junio de 2015

Errores astrológicos : Los temas solares. Por Pepa Sanchis.







Errores astrológicos: los temas solares

Existe una costumbre muy difundida entre los astrólogos que es la de hacer temas solares cuando no tienen la hora de nacimiento de un nativo.  Ponen el asc. sobre el Sol y calculan las casas a partir de allí.  Esa práctica tiene dos defectos, porque es una mala comprensión de una técnica antigua:
1-En astrología clásica se podía levantar un nuevo tema a partir de un significador astrológico.  No obstante, como es un tema simbólico, no se levantan casas.  Un tema natal es la unión de dos cosas:
a-El cielo emisor (los planetas en el cielo y los signos).  Los signos son la división del cielo. Es algo así como las emisiones de radio.
b-El cielo receptor: las casas astrológicas.  Las casas astrológicas son la división del tiempo en la tierra.  Son como el aparato receptor de la emisión de radio.  Es decir: en las ondas hay emisiones de música clásica, de deporte, de tertulias etc.  Pero yo, según mi tema (el lugar donde estoy y la hora a la que nazco), sintonizo con una emisión u otra.
Es mi tema natal el que determina las cosas a una función u otra.  Venus es Venus: lo hermoso, el amor etc.  Pero si tengo a Venus en 2 (dinero), la determino al dinero, así que conseguiré dinero gracias a mis relaciones sentimentales; si la tengo en 6 (enfermedades), las relaciones sentimentales me pueden producir enfermedades (venéreas) etc.
Evidentemente, si no hay hora de nacimiento, no tengo el dial para sintonizar con una frecuencia u otra.  Entonces, lo único que me queda es mirar las relaciones simbólicas de los planetas entre ellos.  En esos casos, se toma todo el signo entero donde está el significador astrológico como su casa 1 (aunque estuviera a 29º59).  Y cada signo entero será la casa siguiente.
pepa_Parte_de_fortuna.jpgEsto es lo que se hacía sobre todo con el parte de Fortuna: se levanta un nuevo tema a partir de él.  Si se coteja éste con el natal, se puede afinar aún más.
Al lado pongo el tema de mi Parte de Fortuna (a finales de Tauro).  Tauro será, por lo tanto, su casa 1.
En la 1 del Parte está el nodo sur, así que no será una  suerte económica muy boyante.
El regente del Parte es Venus, situada en la 10, en signo Saturnino.  Eso indica que la suerte económica (Venus, planeta benéfico) viene de la profesión (10).  Una profesión saturnina (cosas antiguas).
Venus está en sextil con Mercurio, regente de 2 en 12.  Favorece los ingresos (2) por actividades mercuriales (escritos), con riesgos de pérdidas (12).
Tiene una oposición a Urano en 4, así que hay hechos inesperados (Urano), relacionados con la familia (4) que suponen una merma económica  (en este caso, quiebra del padre etc.).
Si esto se refuerza con el tema natal, Venus también está en la 10 natal y Mercurio es el regente del asc. natal, así que es el propio nativo (Mercurio regente de 1) el que se labra su suerte etc.
Como se puede ver, esa carta se puede interpretar sin problemas con las casas/signos enteros.
2-El segundo defecto de levantar los temas solares, es que se equivocan de significador.  En astrología clásica es posible levantar un tema simbólico a partir de un significador, y afecta a ESE significador.  Ellos levantaban el tema solar PARA EL PADRE (en nacimientos diurnos), y el tema a partir de Venus (nacimiento diurno) o de la Luna (nacimiento nocturno) para la madre.  Veamos un ejemplo:
pepa_padre.jpgSi levanto el tema a partir del Sol (izquierda), estoy describiendo a mi padre, no a mí.
La casa 1 simbólica del padre sería Piscis.  Contiene al Sol (el padre), pero también a la Luna.  Ambos están cuadrados con Saturno en 10, lo cual indica que el padre sufrió una quiebra (Cuadratura del Sol a Saturno en 10) y la pérdida dolorosa de su familia (Luna cuadrada con Saturno).
En la 2 tiene a Mercurio bien aspectado que anuncia buenos ingresos.  En la 3 el nodo sur: situación difícil con sus hermanos; en la 4 a Mercurio (su padre era maestro y comerciante), en la 5 a Cáncer (hijas).
En la 6 (enfermedades) está Urano opuesto a Venus (regente de 8, la muerte) en 12 (graves enfermedades).  Urano también está cuadrado con los planetas en 9 (sistema cerebral): sufrió una grave enfermedad por un tumor cerebral que le llevó a la muerte.
En la 10 está Saturno (la construcción): era constructor etc.
Si levantamos el tema a partir de Venus (la madre en los temas diurnos), tenemos otra carta (derecha) pepa_madre.jpg:
De entrada llama la atención Marte en 1 (tenía a Marte en la casa 1 en su tema natal).  El Sol y la Luna cuadrados con Saturno en su casa 2 auguran pérdidas económicas (primero la quiebra del marido, luego las preferentes de Bancaja).
Lo más brillante de su vida son sus hermanos (Mercurio en la 3).
La oposición de Urano en 7 a Venus describe su vida de pareja etc.
Como se puede ver, esa técnica se puede utilizar con los partes o con los planetas.
miguel_bose.JPGSi nos vamos ahora a la carta de un personaje famoso, Miguel Bosé, se comprenderá mejor:
Con su tema natal, Venus domiciliada en Tauro queda en 10, la profesión (es un artista).  Si no tuviéramos la hora de nacimiento y tomáramos el tema solar para él, Aries quedaría en la 1.  La 10 (la profesión) será el décimo signo: Capricornio, que contiene a Marte exaltado y la Luna.
¿Describe esto mejor la profesión de Miguel Bosé (artista) o la de su padre, Luis Miguel Dominguín, que era matador de toros (Marte)?

Conclusión:

De los partes sólo he trabajado el Parte de Fortuna (por ser el más fiable y el más importante), pero se puede hacer experimentos con otros.
Respecto a los planetas, es difícil saber si funcionaría con otros, pues hay varios significadores para cada cosa.  Los hijos pueden ser Júpiter o Mercurio.  Los hermanos pueden ser Marte o Mercurio, o la Luna, o Venus para las hermanas etc.
En esos casos pues, salvo que uno esté muy seguro, es preferible usar las casas derivadas de las que ya hablé en otro artículo.
Pero sí quería dejar como conclusión que no recomiendo usar el tema solar para las personas cuando no tenemos su hora de nacimiento, pues estaremos describiendo a su padre, no al nativo.