lunes, 3 de abril de 2017

Cuando Júpiter y Venus no son benéficos.










Tradicionalmente el planeta Júpiter es el planeta benéfico mayor y Venus el planeta benéfico menor, pero según el estado celeste o terrestre en que se encuentren puede invertirse  la tendencia y  convertirse en energias potencialmente perjudiciales.

Júpiter en Virgo, Géminis o Capricornio,  y en las casas VI, VIII o XII no son per se lugares donde pueda manifestarse facilmente el beneficio que da Júpiter

Asimismo ocurre igual con Venus en Aries, Escorpio o Virgo, y en las mismas casas.

Si además tenemos a Saturno en conjunción, cuadratura u oposición a ellos, la cosa se agrava, y más aún si Venus o Júpiter se encuentran en una cúspide angular.

Es por eso que la carta debe mirarse en su conjunto y no aplicar recetas.

Júpiter en casa I y en mal estado cósmico, determinará muchísimo al individuo, y lo mismo ocurrrirá con Venus en esas mismas circunstancias.

Así pues también hay que tener en cuenta el orden de importancia de las casas en que se encuentren.